El candidato a gobernador por Unión por Córdoba, José Manuel de la Sota, se imponía esta noche en los comicios provinciales con el 47,13% de los votos, seguido por el postulante del Frente Cívico, Luis Juez, que obtenía el 24,48; y el radical Oscar Aguad en un tercer lugar con el 24,30.

Según los datos aportados por la Justicia Electoral, pasadas las 22.30, solo se habían escrutado el 8,26 por ciento de las mesas, de un total de 7.565 instaladas en toda la provincia para la elección de hoy.

El candidato del Frente Cívico de Córdoba, Luis Juez, fue el primer opositor en reconocer la derrota frente a De la Sota y felicitó a quien se perfila como ganador de los comicios para la gobernación de la provincia.

Posteriormente, el candidato radical Oscar Aguad, felicitó a De la Sota por su triunfo electoral y agradeció “a los cordobeses que nos acompañaron”, en un discurso que pronunció en el bunker del radicalismo, junto al candidato de Unión, Ricardo Alfonsín.

Juez dijo que “hay un legítimo ganador, que no somos nosotros”, al hablar desde el bunker del Frente Cívico, al tiempo que anunciaba que ese espacio político ganó en la capital cordobesa, y en otras 15 comunas de la provincia.

“Ha sido una jornada verdaderamente importante para este espacio político. Si el sistema de control dice que no vamos a gobernar Córdoba, nobleza obliga reconocer que hemos perdido y que hay un legítimo ganador que no somos nosotros”, agregó el senador Juez.

El ministro de Gobierno de Córdoba y jefe de campaña de De la Sota, Carlos Caserio, fue el primero en salir a hablar en el búnker de Unión por Córdoba, y en adjudicarle la victoria al candidato del oficialismo provincial.

Poco después de las 20 y sin datos oficiales publicados, Caserio señaló ante la prensa que “según nuestros cómputos, estamos ganando por un amplio margen”, aunque cauteloso pidió “un poco de paciencia para esperar los resultados”.

Caserio, junto con Oscar González, ministro de Salud y candidato a legislador; y Daniel Paserini, también postulante a legislador, -quienes integraron el comando de campaña de De la Sota- agradecieron además a la militancia por el “esfuerzo realizado” y los “apoyos nacionales” recibidos.

Cerca de las 21, partidarios de Unión por Córdoba comenzaron a concetrarse frente al búnker De la Sota, cuando los primeros cómputos oficiales le otorgaban la victoria al candidato del oficialismo provincial.

Con pancartas, bombas de estruendo y bandas de música, los manifestantes festejan sobre la avenida General Paz al 4500, lugar donde está ubicado el Comité de Campaña.

Grupos de manifestantes también se hicieron presentes con carteles con la leyenda: “Cristina Presidenta”, en tanto, otros entonaban la marcha peronista.

En la sede de Unión por Córdoba se esperaba aún la palabra de De la Sota, con un escenario en la calle y otro en el interior del bunker para que el candidato se dirija a sus simpatizantes.

La novedad de la jornada electoral estuvo dada por la utilización de la boleta única por primera vez en la provincia, lo que derivó en un lento escrutinio en el que, a cuatro horas de cerrados los comicios, solo se había escrutado el 8,2 por ciento del total de mesas.

La jornada electoral en esta provincia se desarrolló con total normalidad y solo se vio empañada por una denuncia del Frente, luego desestimada por la Justicia Electoral.

La fuerza de Luis Juez denunció “demoras” en el inicio del proceso electoral y solicitó que se extienda hasta las 20 el cierre de los comicios, pero el Tribunal Electoral rechazó el pedido por considerarlo “inadmisible”.

Según datos del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Córdoba, entre el 70 y el 73 por ciento de los 2.493.221 electores habilitados para hacerlo sufragaron en las elecciones provinciales celebradas hoy en esta provincia, dos puntos menos que en las elecciones legislativas del 2009.

En tanto, los observadores nacionales e internacionales que supervisaron la marcha de las elecciones en Córdoba destacaron la transparencia del proceso y la buena aceptación que tuvo la Boleta Unica de Sufragio (BUS).